Espárragos Verdes en Ensalada de Pasta

Ingredientes:
150gr. de Espirales Integrales
Un manojo de Espárragos Verdes
Una cucharada de Pasas
Una cucharada de Piñones
Un cuarto de cebolla (opcional)

Para la vinagreta:
Sal
Vinagre de Modena
Vinagre de Manzana
Una cucharadita de Mostaza de Dijón
Aceite de Oliva Virgen
Pimienta

Un manojo de espárragos verdes y una ensalada de pasta, algo sencillo y muy rico. Lo espárragos verdes tienen su aquel, porque los ves, te gustan, los compras y luego no sabes para qué usarlos, pero son tan monos y verdes, que da gusto comprarlos.

Hay un truco para los espárragos, partirlos a su aire, si coges un espárrago y lo sujetas con ambas manos, haciendo un poco de presión se partirá por donde quiera, pues la parte de abajo es la parte dura que usamos de manera secundaria y la parte de la punta la parte tierna. Si pruebas a intentar forzarlos para que se partan más abajo o más arriba no les da la gana, ellos se parten por donde quieren, y los hay muy delgados que se parten muy arriba y muy gordos que se parten más abajo, y es que los espárragos son muy suyos.

Para que no tengamos remordimiento de tirar la parte de abajo, la usamos para un caldo o una crema, yo suelo echar una cebolla, zanahoria, ajo y unas cuantas especias y con ello algo un caldo ligero de verduras, que me sirve de fondo para, por ejemplo, un risotto.

La ensalada, osea la receta, cocemos la pasta integral en agua con sal y refrescamos, mejor dejarla al dente.

En el cuenco donde vamos a servirla echamos la sal y el vinagre de modena y manzana, removemos bien, una vez tenemos la sal diluida en el vinagre, añadimos la cucharadita de mostaza de Dijon, volvemos a remover e incorporamos el aceite, echamos un pelín de pimienta y probamos, si está a nuestro gusto, OK.

Echamos sobre la vinagreta las pasas, los piñones y la cebolla, en esta ensalada la cebolla es opcional, no pasa nada si no nos apetece echar cebolla, está igual de rica.

Los espárragos los hemos cortado a trocitos, dejando más grande la parte de las puntas, una vez cocida la pasta, cambiamos el agua y cocemos un momento los espárragos, poco tiempo, con tres minutos suficiente y refrescamos rápido en agua fría para parar la cocción y que queden verdes.

Mezclamos la pasta y los espárragos con la vinagreta, las pasas y lo piñones y ya tenemos una estupenda ensalada de pasta.

Por cierto, la pasta era integral ecológica, que tienen en oferta en alcampo la pasta ecológica de su marca propia a un euro, no está mal, y para ser ecológica no es cara.

Feliz día.

Lasaña Verde

Ingredientes

Para que sea una lasaña:
8 Placas de pasta para Lasaña
50 gr. de Queso Parmesano rallado

Para el relleno:
500 gr. de Espinacas Congeladas
6 Dientes de Ajo
25 gr. de Piñones
25 gr. de Pasas
25 gr. de Nueces
Un chorretón de aceite
sal y pimienta

Para la salsa a medio camino entre bechamel y veloute:
50 gr. de Mantequilla
50 gr. de Harina
500 gr. de líquido que sacamos del caldo de cocinar las espinacas más leche
Nuez moscada
Pimienta y poca sal.

Lo primero es pelar los ajos y picarlos en el thermomix. Programamos velocidad 5 y dejamos caer los ajos por el bocal, luego añadimos un chorretón de aceite dejandolo resbalar por las paredes para bajar más facil los restos de ajo picado. Programamos 3 minutos, temperatura varoma, velocidad 1.

Hace ya tiempo que me dijeron que la pasta para lasaña no hace falta cocerla si la pones una buena bechamel, que se hace en el horno, pero no me lo creía y no lo había intentado. Y esta vez si, las placas de lasaña las he montado tal cual vienen, y no son de estas de coccion rápida ni nada de eso, son de las normales de toda la vida.

Y quedo de lujo, porque la pasta quedo al dente, mira que las lasañas siempre suelen desparramarse al servirlas, pero esta no, supongo que dejar las placas “al natural” es lo que tiene.

Ya tenemos el aceite con los ajos sofrito, encajamos la mariposa en las cuchillas y echamos las espinacas congeladas, en vez de un bloque de medio kilo, he usado esas que vienen en montoncitos que son más prácticas para usar directamente congeladas. Añadimos las pasas, las nueces y los piñones, salpimentamos y programamos 15 minutos, 100º, V1.

Y así de sencillo que se vayan haciendo las espinacas. Mientras yo voy a ir pesando la mantequilla y la harina para hacer la bechamel parte en el microondas y parte en el thermomix.

Las espinacas cuando estén hechas habrán soltado bastante líquido y nos las ingeniamos con el cestillo para recoger todo el caldo de las espinacas, escurriendolas bien.

Con este líquido casi verde y leche vamos hacer la veloute.

Una bechamel – veloute clarita epecial para lasañas que van al horno con pasta seca y sin cocer. El líquido lo pasamos a la thermomix (la leche más el caldo de las espinacas) y en el microondas en una taza ablandamos la mantequilla, la mezclamos con la harina de forma que nos quede una cremita (esto es una especie de roux), echamos la cremita también en el thermomix, sal pimentamos y añadimos un poquito de nuez moscada. Programamos 5 minutos, 90º, velocidad 4.

Y ya está, solo queda montar la lasaña, un poco de bechamel al fondo, dos placas, un poco de las espinacas y un poco de bechamel, dos placas más, bechamel + espinacas + bechamel, una capa más y napamos de bechamel.




Cuando terminamos de montarla cubrimos de bechamel, añadimos parmesano rallado y al horno precalentado a 180º unos 25 minutos. El tiempo es para que se caliente y se hagan bien las placas, luego un pelín de gril y ya está.

Macarrones con Berenjena

Un plato de diario, pasta con verduras, como los Espaghettis con Calabacín, pero en versión macarrón y con berenjena.

En este caso los macarrones son ecológicos, ultimamente en Alcampo hay muchos productos ECO, tienen de su marca blanca galletas, mermelada, pan tostado y cereales, también venden de otras marcas ECO pasta, leche, huevos, legumbres … antes solo tenían fruta y alguna verdura, pero ultimamente cada vez hay más cosas, a mi me gusta cogerlas si no son muchísimo más caras que las normales (o si me da capricho). El paquete de macarrones ECO me costo 0,99€ si los comparamos con la marca Barilla son más baratos, si los comparamos con marca Gallo, unos 0,20 centimos más caros, y respecto a las marcas blancas cuestan casi el doble … uff. Se supone que es mejor para el medio ambiente y para nuestra salud, subrayo el “se supone” porque yo tengo algunas dudas, y en ocasiones me planteo sino será otra moda como los productos light, los integrales …

Ingredientes:
– Macarrones (Pasta seca corta)
– Una Berenjena
– Un cuarto de Pimiento Rojo
– Un trozo de blanco de Puerro
– Un cuarto de Cebolla grande (media pequeña)
– 2 Ajos
– Un cayena (opcional)
– Un poquito de Oregano
– Un poquito de Tomillo
– Un poquito de Pimienta Negra recién molida
– Sal
– Aceite de Oliva
– Queso para espolvorear (opcional)

Lo primero que hago es poner abundante agua a hervir en una olla para cocer la pasta.

En una sarten al lado, voy preparando el acompañamiento de la pasta, hago un sofrito con el ajo, la cebolla, el puerro y el pimiento.

Cuando va tomando aspecto de sofrito le añado la berenjena a daditos y las especias, mezclo todo bien, y sal pimento.

Mientras el agua habrá empezado a hervir, le echo un poquito de sal gorda y la pasta, no echo aceite, antes si lo echaba, pero desde que comprobe que no se pega, no he vuelto a echar aceite.

Cuando la berenjena ya parece estar y la pasta también está casi, cojo un par de cucharones de agua donde cuece la pasta y se la echo a la berenjena, esto se lo copie a Jamie Oliver y queda muy bien.

Escurro los macarrones y les doy una última vuelta con la berenjena para que se mezcle todo. Emplatamos, espolvoreamos con queso y a comer.